Top 7 mejor whisky irlandés

Top 7 whisky irlandés.

El whisky de Irlanda 🍀 tiene una personalidad propia y aunque perezosamente muchos lo comparen con el escocés, ¡está muy lejos de la verdad!  El whisky irlandés tiene una gran historia ligada al whisky escocés, eso explicaría el mito que gira en torno a la creencia de que no tiene un estándar  y personalidad propio.

Cuando lo pruebas, repites y tiene su porque. Tiene matices de sabor y mezclas que lo hacen muy atractivo, con mucho dónde descubrir. Uno de los aspectos más importantes y característicos es el clima, es casi un ingrediente más en el whisky irlandés, pues es en la fase de maduración del whisky donde las condiciones en las que se envejezca harán la magia que todos conocemos, produciendo una bebida totalmente única.

Usualmente se dice que es más fácil de beber, mucho más suave que sus primos escoceses. Con esta lista, te acercamos 7 increíbles whiskies irlandeses para beber ahora o un futuro cercano, bien vayas a comprarlo para ti o a regalarlo. No hay nada que sorprenda más. 

#7 - Kilbeggan

San Bécan, el nombre de uno de los doce apóstoles de Irlanda a los que debe su nombre el Kilbeggan. Es un whisky de malta de buena calidad. De aromas gentiles tiene fragancias de avellana, cebada, cereales dulces y turba. En el paladar un buen cuerpo, meloso y malteado. La destilería Kilbeggan se remonta a 1757, aunque fue cerrada en 1957. No fue hasta el año 2010 que empezó a fabricar de nuevo a pleno rendimiento con buenos resultados.

#6 - Jameson

Perfiles florales y con dulce de leche, tiene un cuerpo profundo con frutas de huerta frescas con crema de vainilla. Este Whisky producido en la Destilería Midleton es la quintaesencia de la bebida irlandesa, una reputada botella. Jim Murray le otorgó la friolera de 95 puntos.

Conclusión: Si bien el Jameson es un whisky barato la marca ha demostrado que no siempre el precio está relacionado con la calidad. Mantiene un estándar muy alto. Otra opción acertada es la presentación premium de Jameson Black Barrel.

#5 - Powers Irish

Perfiles florales y con dulce de leche, tiene un cuerpo profundo con frutas de huerta frescas con crema de vainilla. Este Whisky producido en la Destilería Midleton es la quintaesencia de la bebida irlandesa, una reputada botella. Jim Murray le otorgó la friolera de 95 puntos.

#4 - The Sexton WHISKY

Esta creación de Alex Thomas es un 100% cebada malteada irlandesa, de triple destilado en alambiques de cobre. Finalmente el líquido ámbar es añejado en barriles de jerez oloroso español, lo que le otorga un carácter rico y afrutado. Aromas de nueces y mazapán con chocolate negro, en la boca frutas secas dulces, albaricoques y cáscara de limón con ciruelas pasas y roble.

Quiero destacar que me encanta la botella, después de ser whisky es ideal para cualquier otro uso y como regalo sorprende.

#3 - Teeling

Una mezcla muy rica de pequeños lotes con un elevado contenido en malta, que han sido envejecidos en su término en barriles de ron para agregar perfiles de especias de invierno. En la nariz recuerda a la hierba recién cortada y flores de azahar, en el paladar es florar, rico y especiado, como a pétalos de rosa y cuajada de limón, hierbas secas y canela. Es cremoso, picante y una deliciosa expresión de whisky de mezcla irlandesa.

#2 - Connemara

Hemos optado para esta segunda posición para un conocido y muy popular whisky irlandés, el Connemara. Es de doble destilación al estilo escocés. Tiene notables aromas ahumados y a brezo fresco. En el paladar es suave y profundo, perfiles de malta, turba y dulzura de cebada.  Una curiosidad sobre el Connemara es que es muy famoso por un hermoso mármol verde que se extrae de la misma región.

#1 - Writers Tears

Para mí una de las máximas expresiones de whisky irlandés. Es ligero y dulce, elaborado con mezcla de maltas. El resultado, muchos perfiles melosos, es increíblemente fácil de beber, la introducción perfecta al whisky irlandés para la gente con espíritu, y por eso se gana esta posición. La relación calidad precio es insuperable. En el paladar se despliega el sabor a miel, con vainilla y malta dorada, hacia el final manzana verde y roble. ¡Tan cálido!.

Por cierto, ningún escritor ha derramado sus lágrimas.

Whisky. Sus raices Irlandesas

La palabra whisky tiene un origen gaélico🐉 uisce beata o “el agua de la vida”. El registro más antiguo de destilación de whisky tiene lugar en Irlanda alrededor de principios del siglo XV en Irlanda. Unos 100 años antes de registrase la destilación de esta espirituosa en Escocia.

En nuestros días el whisky irlandés es reconocido mundialmente y conjuntamente con el japonés supone el crecimiento de consumo de esta bebida más rápido del mundo. Aunque su origen sigue siendo incierto, se cree que fueron monjes irlandeses los primeros en desarrollar las habilidades necesarias para destilar alcoholes perfumados durante sus viajes. De pasatiempo a industria multimillonaria en apenas 300 años.

Al introducirse el alambique en 1831 la producción de whisky estalla💥. Y a pesar del predominio escocés, el whisky irlandés elaborado a partir de mezcla de cebadas malteadas o sin maltear gano popularidad. A mediados del siglo XX era el más consumido en los Estados Unidos.

Durante los periodos de la guerra de la independencia con Reino Unido y la prohibición de USA la industria se vio sensiblemente afectada al relacionarse con sus dos mayores exportadores. Debido a esto la producción entró en declive, quedando como productoras de whisky irlandés varias compañías reconocidas como la marca John Jameson, Midleton o Irish Distillers.

Hoy en día ha experimentado un fuerte crecimiento, y se están abriendo destilerías independientes con dueños que miman la producción de whisky, entre estos ejemplos la fábrica de Teeling en Dublín. Auguramos buenos tiempos al whisky irlandés.

Nuestro Cóctel:

café irlandés

Ingredientes

120 gramos de café (fuerte, rico; preparado, caliente)

30 ml. de whisky irlandés

2 cucharaditas de azúcar moreno

30 ml de crema doble (ligeramente batida)

¿Cómo lo hago?

Pon el azúzcar moreno en un vaso, taza o algo similar. Añade el café y revuelve hasta que esté todo disuelto. Introduce el whisky y vuelve a mezclar. Añade la crema doble sin mezclar. Disfruta de tu café irlandés. 

Ya comentábamos que a menudo se piensa que el whisky irlandés es más suave y afrutado, y es cierto que muchos de ellos lo son, pero no es todo lo que pueden ofrecer. Los irlandeses todavía se disputan ser los primeros en destilar whisky y eso se nota. Un buen ejemplo es la destilería Bushmillss, la destilería con la licencia más antigua del mundo, fundada en 1608, el whisky es Irlanda e Irlanda es whisky. Con esta lista ya puedes escoger el mejor whisky irlandés para ti, los primos de los escoceses son maestros artesanos de esta espirituosa, así que es fácil acertar.

Si quieres puedes ampliar información en la Guía breve para principiantes sobre los distintos tipos de Whisky.

O si lo prefieres, encuentra whisky de otras regiones haciendo click aquí.

Esta web utiliza cookies, puedes ver aquí la Política de Cookies